San Isidoro del Campo

6,00

Categorías: ,

Descripción

El lugar conocido como Sevilla la Vieja y la vecina villa de Santiponce fueron comprados por Alonso Pérez de Guzmán, el Bueno, y su esposa, para la construcción de un monasterio. Es creencia popular que en este mismo sitio se situó un colegio edificado por San Isidoro, con su correspondiente iglesia, en la que fueron inhumados en el siglo VI los restos del arzobispo sevillano, descubiertos cinco siglos más tarde. La finalidad de la construcción del monasterio de San Isidoro del Campo se podría considerar múltiple: como panteón familiar de los Guzmanes, como una manera de aprovechar las tierras concedidas por el rey, como expiación de los sucesos ocurridos en Tarifa o, incluso como baluarte defensivo.

El Monasterio fue ampliándose y enriqueciéndose con los siglos, llegando a contar con una torre, una espadaña, cinco claustros y, junto a las dependencias monacales, la procuraduría, la hospedería y las instalaciones agropecuarias propias de estas instituciones que pretendían ser autosuficientes. Durante el Barroco, este núcleo medieval se transforma con retablos (destacan los dos expuestos al público de Martínez Montañés), sillería, nuevas pinturas murales y bóvedas de yeso.

Déjanos acompañarte a través de los muros de piedra de este antiguo monasterio que guarda en su interior joyas artísticas de gran valor. ¿A qué estás esperando?

 

IMPORTANTE: Al hacer el pedido, recuerda decirnos la fecha y la hora elegida.